Verónica Romero

Me llamo Verónica Romero, soy la cuarta generación de una familia de viticultores y la primera que elabora vino.
Vivo en la aldea de Los Duques, en Requena. Los viñedos están en Los Duques y en Las Monjas (Venta del Moro), ambos pertenecen a la provincia de Valencia, pero están muy próximos a Castilla la Mancha, lo que explica que nuestro clima sea continental con influencia mediterránea.
Mi familia se han dedicado a la agricultura desde hace años. En la actualidad mi padre y yo trabajamos 40 ha de viñedo en ecológico con edades comprendidas entre 12 y 90 años. En la finca además de viñedo tenemos otros cultivos como almendro y cereal.
Estudié en la Universidad Politécnica de Valencia. Comencé con Ingeniería Técnica Agrícola y continué haciendo Licenciatura de Enología. El objetivo de mi formación fue adquirir conocimientos para trabajar las tierras de mi
familia y después elaborar y embotellar vinos con sus uvas. Tras varias generaciones vendiendo la cosecha a la cooperativa, soy la primera que elabora y comercializa su propio vino.
Las variedades que ha trabajado mi familia han sido bobal y macabeo. Sin embargo, en 2017 recuperé un viñedo de tempranillo y en 2018 empecé a trabajar una viña de tardana. Ambas parcelas habrían acabado abandonadas o arrancadas como pasó con muchas en esta zona. Actualmente elaboro los vinos con esas cuatro variedades.
Las parcelas con las que elaboro están formadas en vaso y en secano, con edades que van desde los 40 a los 90 años de edad. La mitad del trabajo se hace en el viñedo. A finales de agosto se vendimia la primera variedad y a mediados de octubre la última. Selecciono siempre la mejor uva en campo, vendimio de forma manual en cajas y lo traslado a la bodega donde comienza la elaboración.
Desde que me adentré en el mundo del vino natural tuve claro que haría ese estilo de vino. Hago maceraciones cortas por lo general. Intervengo lo menos posible y dejo que el vino se exprese por sí solo.
En 2021 mi proyecto termina de coger forma. Situada en la aldea donde vivo comienzo la reforma de una casa antigua con bodega construida en 1910. Poder trabajar en este espacio me permite mantener un estilo de vida rural y cómodo.
En un futuro me gustaría poder enseñar mi trabajo de campo y bodega, entendiendo el vino y la zona desde un punto de vista gastronómico, cultural y de oportunidad para cualquiera.

veronica-romero-logo

veronica-ortega-2